rentabilizar-casa-playa

Cómo rentabilizar tu vivienda en la playa

Contar con una casa de vacaciones supone una fuente de ingresos para muchas familias, especialmente, en el periodo estival. Si alquilamos una segunda residencia que apenas utilizamos en una ubicación costera y en un destino costero, habremos hecho una buena inversión con su compra. En ocasiones, los suministros, el IBI y otros costes inherentes al inmueble nos hacen cuesta arriba mantenerlo. Sin embargo, hay formas de rentabilizar tu vivienda en la playa. ¡Te contamos cómo!

Rentabilizar tu vivienda con alquiler vacacional

Tener una propiedad en la playa o comprar un inmueble para alquilarlo es, hoy por hoy, una alternativa de inversión perfectamente válida. Lógicamente, va a depender de la ubicación y las características de la vivienda, pero en verano y otras temporadas vacacionales puede generar ciertas ganancias. De hecho, muchos propietarios lo contemplan como una inversión a largo plazo que, gracias al alquiler de la vivienda, consiguen pagar la hipoteca. Con el tiempo, además, puede proporcionar importantes beneficios a los propietarios.

En un país como el nuestro, con cientos de kilómetros de buenas playas y muchos días de sol, indudablemente es una buena opción de inversión. O al menos, de obtener una determinada rentabilidad de una propiedad mientras no la estemos habitando. Verano, Navidad, Semana Santa, puentes… son fechas propensas para un alquiler vacacional, pero mientras la propiedad no esté ocupada, sigue generando gastos. Por eso, es importante rentabilizar tu vivienda y qué mejor modo de hacerlo que a través de una agencia inmobiliaria.

Algunos aspectos a tener en cuenta:

  • Puedes alquilar por breves periodos (días, fines de semana) y así obtener una renta mayor. Pero esto implica residir en la zona donde se ubique la vivienda para gestionar llaves, limpieza, etc.
  • Arrendar por largas temporadas supone ajustar el precio, obteniendo menos beneficios, pero ganando en tranquilidad. Vamos a tener ingresos fijos durante unos meses (hay mucha gente que alquila dos o tres meses en verano) y la seguridad de que, al ser una estancia larga, los inquilinos van a cuidar la propiedad.
  • Es importante que sepas que, en caso de alquilar la casa como vivienda habitual del inquilino, la renta tiene una exención del 60% de IRPF

Si realmente quieres rentabilizar tu vivienda en la playa, lo mejor es una inmobiliaria experta en la zona y que seguro podrá localizarte el inmueble deseado. Cuenta con nuestro asesoramiento ya que en Arregui Villas llevamos muchos años de experiencia y dedicación.

Deja un comentario